domingo, 5 de agosto de 2012

Canon 7D: la prueba del lado fotográfico (y 2) - Enfocando



Canon 7D: la prueba del lado fotográfico (y 2)

Canon 7D y el EF 18-135: matrimonio de conveniencia. Noviembre 09 – Nikon D90, 18-105VR, ©Juan Luis Polo

Empiezo este artículo por la conclusión: la Canon 7D es un cámara muy competente, un claro ganador… para los estándares de Canon. Y me explico: durante varios años (desde el 2003) Canon no ha hecho más que actualizar someramente un producto que le venía funcionando de perillas, desde el punto de vista comercial: la saga D30/60/10/20/30/40/50D. Cámaras que en sus últimas apariciones tenían carencias muy importantes: calidad de sensor, visor, autoenfoque nada fiable, ruido, banding… y que habían hecho que su archi-enemigo Nikon cogiese fuelle con la saga de las D200/D300.

En otras palabras, Canon ha sacado a la calle un equipo capaz de medirse de igual a igual con la Nikon D300s, equiparándose en unas cosas y superándola en otras. Y si la comparamos con una 40D o la 50D, dentro de la propia Canon, abrasando literalmente a éstas. Y de paso devuelve la fe y los argumentos a los defensores más acérrimos de la marca.

¿Cómo se comporta esta Canon 7D en su terreno natural, la fotografía? 
Te propongo un recorrido por las principales novedades, fácil de seguir, pero revelador de su potencial. Empezamos:

La pantalla superior de la Canon 7D. Noviembre 09 – Nikon D90, 18-105VR, ©Juan Luis Polo

Calidad de construcción: sólida, bien remada, con un toque que yo sólo conocía en las Canon de la serie 1. Al punto que el cuerpo tiene un sellado bastante logrado para tratarse de una cámara de este precio. Un tanto importante para Canon en este apartado.

Visor: soy un fanático de los visores bien realizados. Pero es que en el fondo pasamos mucho tiempo mirando por ellos como para que no sean buenos. Si eres un usuario de una 40D o la gama 450D por poner un ejemplo, mirar por el visor de la 7D será un antes y un después. Te preguntarás como es posible que hayas estado todo ese tiempo tratando de adivinar que veías a través de un visor tan pequeño. Sin embargo si eres usuario de una Nikon D90, por poner un ejemplo, te preguntarás como es posible que una cámara que vale 800 euros más tenga un visor idéntico al de tu D90. Así es, Canon ha igualado la calidad de los visores que una Nikon suele tener. Pero nada más. Eso sí, la cobertura es del 100% lo cual es muy de agradecer.

Flash up! – Nikon D90, 18-105VR, ©Juan Luis Polo

Pantalla de enfoque: en un año usando la Nikon D700 y la Nikon D90, lo primero que descubrí es que se podían hacer pantallas de enfoque mediante un sistema de LCD que permite seleccionar si queremos ver una cuadrícula o la opción que nos pueda interesar. Ahora por primera vez en Canon, esto es posible. Y os puedo asegurar que es una gozada. Ya tocaba que Canon incorporase este tipo de solución.

Sistema de enfoque: todavía recuerdo cuando yo presumía delante de mis amigos del sistema de enfoque de mi Canon 5 (de película) o mi 1V (también de película). Pero mucho ha llovido desde entonces y los avanzados sistemas de enfoque de Canon se quedaron más antiguos que una película de Cecil B. de Mille. Y es tal el daño que Nikon ha hecho con su eficaz sistema de 51 puntos, que en la 7D no han tenido más remedio que incorporar un sistema totalmente renovado de nada menos que 19 puntos. Una vez probado os tengo que reconocer que el sistema me ha gustado: eficaz y muy parametrizable. Tal vez menos sencillo acceder a la parametrización que el que Nikon propone, pero a años luz del que podíamos encontrar en una 40D. Eso sí: ¿eres usuario de una Canon 5D mkII? ni te arrimes a probar el nuevo sistema de enfoque…

Sistema de control de flashes externos:
 ¿os imagináis controlar el disparo de flashes externos desde la propia cámara sin necesidad de comprar ningún cacharro extra? pues con la 7D, podéis. Y os garantizo que es un sistema que se agradece y mucho si, como yo, necesitáis hacer fotos de grupo o buscáis el lado más creativo. Hasta la fecha yo utilizaba con Canon 2 flashes: el 580 y el 380. El 380 permitía ser disparado como "esclavo" si tenías montado el 580 en la cámara. Ahora ambos podrían ser disparados como esclavos. Así tendrías un segundo flash para ser utilizado en la composición. Pero ya no tengo equipo Canon y no lo he echado de menos: con la Nikon D700 y la D90 esa función venía de serie.

¿Cómo se comporta la cámara en terminos reales?

El botón "Q", una gran idea. Noviembre 09 – Nikon D90, 18-105VR, ©Juan Luis Polo

El manejo es sencillo e intuitivo, bueno al menos una parte de las funciones. El nuevo menú "Q"es un avance muy importante: permite de un vistazo acceder a todas las funciones más utilizadas de una sola vez, moviéndonos a través de él mediante el joystick trasero y permitiendo rápidamente cambiar los parámetros. Muy bien implementado

La cámara se nota robusta y el sistema de botones cae a mano,
 donde solemos encontrarlo en los modelos previos de Canon. La información del visor es clara, legible en toda situación y la nueva pantalla es facil de leer y ver. Y una vez que pulsas el botón AF éste es casi instantáneo. Aquí es donde he notado un avance muy claro respecto a la generación anterior. Eso junto con la sensación de moderno y actual que es mirar por el visor y ver como se dibuja el sistema de puntos de enfoque, hace que sea muy agradable echarse la cámara al ojo.

El objetivo que trae con el kit me ha parecido especialmente competente: apenas viñetea, el zoom es muy fluido y tiene un rango muy útil (algo así como un 28-200 en el equivalente a la focal de 35 mm). Pero el motor no es ultrasónico, con lo que no podremos disfrutar de la ventaja de enfocar en cualquier momento sin tener que cambiar a modo manual. Lástima, porque el objetivo es nítido y respira calidad. Y por cierto, el sistema de estabilización es muy eficaz.

¿Y la calidad de las fotos? muy buena, todo lo buena que puede ser teniendo en cuenta el factor de recorte 1,6x del sensor, junto con el hecho de que tiene 18 MP. Hasta 1600 ISO la cosa va muy bien: sin atisbo de ruido, con buen color, buen rango dinámico. Sin embargo a partir de 1600 ISO la cosa se complica siguen siendo muchos MP para que un sensor tan pequeño los digiera con soltura. Comparado con la D90 la cosa está muy igualada. Sólo se desmarca en los 6400 ISO.

Unas muestras del ruido en situación real:

La torre y la luna. Canon 7D, ISO 1600, EF 18-135, f 9, 1/50. Trípode



En el mundo real las cosas no son como en un laboratorio
: hay veces en que con un ISO alto nos traemos una foto de calidad y otras que con un ISO bajo no alcanzamos la calidad necesaria. Los sensores y su ruido son fiel reflejo de los fotógrafos y su capacidad para conseguir buenas fotos. Conla técnica adecuada, el peor sensor nos puede dar grandes satisfacciones.

Monumental. Canon 7D, ISO 6400, EF 18-135, f 8, 1/15.

Me ha gustado esta Canon, me ha gustado mucho. Mi largo periodo de matrimonio con Canon que se inició en el año 1990 terminó bruscamente cuando tras unos meses con la 40D me sentí totalmente defraudado. Venía de una 1Ds mkII y eso influyó no lo niego. También influyó que se cruzase en mi camino una flamante Nikon D700. Pero lo cierto es que vendí todo mi equipo y me pasé a Nikon.

Muy atento… Canon 7D, ISO 6400, EF 18-135, f 5,6, 1/13.

¿Y ahora? tras probar esta cámara he aprendido una nueva lección de las muchas que la vida te va dando: ya no puedes ganar todas las carreras con el mismo caballo. Nikon sigue teniendo la ventaja en mi caso desde el punto de vista fotográfico: he ahorrado muchas horas de postproceso desde que uso esta marca. Los RAW salen casi perfectos, el color está clavado la mayor parte de los casos, las ópticas me apasionan… pero el vídeo se cruzó en mi camino. Y si te gusta grabar vídeo y editarlo, desde la perspectiva de un fotógrafo, la Canon 7D es una "killer machine", pero es que a nivel fotografía, el salto de calidad también es elevado. Difícil tomar decisiones a partir de ahora.

Pero ¿qué decisiones? Si yo estuviese en el mercado buscando una cámara en este orden de precio sin tener querencia por uno u otro sistema, no creo que saliese de la tienda sin la Canon 7D. Calidad, precio, prestaciones y una gama de objetivos como la de Canon son un argumento de peso. Y ojo, el kit básico con el 18-135 EF nos permitirá traernos fotos de calidad, sin más aditamentos.

Si fuese un fotógrafo Nikon que me gusta hacer vídeo, la cosa se complica. Nikon no tiene ahora mismo una alternativa tan sólida a la apuesta de Canon. Es claro que Nikon no se cree el tema vídeo de la manera que Canon lo está haciendo. Si ha entrado en la guerra del vídeo en las cámaras profesionales es porque Canon le lleva la delantera.

Así que es posible, sólo posible, que por primera vez en mucho tiempo una sóla cámara y una sóla marca no nos permita tener lo mejor y nos veamos obligados a compartir marcas: yo no cambiaría la calidad de fotografía, formato completo y manejo de la D700 junto con el "extraterrestre"14-24 G ED por ninguna de las alternativas de Canon y al mismo tiempo, no entendería hacer vídeo a través de una reflex sin contar con la Canon 7D, superior en manejo y opciones a la mismísima 5D mkII.

¿Adivináis que terminaré teniendo? ;-)

En Dpreview | análisis con bisturí de la Canon 7D
En Flickr | set de la Canon 7D
En Enfocando | la prueba del lado vídeo de la Canon 7D
Casanova Foto | la empresa que me ha facilitado el equipo para la prueba

Juan Luis Polo
Tenía 15 años cuando cogi por primera vez la cámara de fotos de mis padres, una Agfa de telémetro. Me dejaron hacer unas fotos y días después acudi a recoger las fotos reveladas. No lo sabía, pero acababa de nacer una afición que me sigue fascinando desde hace 30 largos años, en los que no he parado de captar imágenes. En 2007 abrí Enfocando.es un blog de fotografía en el que he volcado fotos, vídeos, comentarios, análisis y consejos con el afán de compartir mi experiencia sobre la fotografía. Actualmente soy el director general de la empresa que fundé en 1997, Territorio creativo.


 

Américo. Enviado desde mi iPad