domingo, 29 de abril de 2012

¿Ajuste zonal o ajuste de niveles?

¿Ajuste zonal o ajuste de niveles?
 
VIA: http://fotografiacarlosdorado.blogspot.com.es/2012/04/ajuste-zonal-o-ajuste-de-niveles.html

Uno de los temas más controvertidos y debatidos en el mundo de la fotografía de naturaleza es el momento después de la fotografía: el procesado. Dado que la fotografía de naturaleza es muy distinta a otro tipo de fotografía, el momento del procesado es crucial para sacar el máximo provecho a nuestras fotografías, pero ¿Dónde ponemos el límite en el procesado? ¿Debe haber límite con respecto a otras modalidades fotográficas?

   Uno de los fines comunes que más buscan los fotógrafos de naturaleza es mostrar la realidad. Pero este no es el único fin. Otros, fotógrafos buscan crear una realidad distinta a la que había alterando la luz y tonos puntualmente. En la derivación de uno u otro fin encontraremos nuestro procesado. En ambos procesados encontraremos quién nos publique las fotografías y quién nos permita participar en concursos. Encontraremos también quién nos permita hacer exposiciones y podremos encontrar quién reconozca el mérito de nuestra obra.

    En este sentido, encuentro 2 formas (mayoritarias) de procesar nuestras fotografías de naturaleza:

    - El ajuste de niveles (Promovido por José B. Ruiz)
    - El ajuste por zonas (Promovido por José Mª Mellado)

    El ajuste de niveles trata de mostrar la realidad de lo que había, intentando mejorar lo que la cámara no ha sabido captar por los límites de la tecnología.

    El ajuste por zonas trata de crear una nueva realidad en la luz y tonos de la escena, para impactar al espectador y conectar con él, intentando generar una sensación fuerte.

    El ajuste por zonas suele ser impactante en las luces, mientras que el ajuste de niveles busca el impacto en la escena tomada en el momento de hacer la fotografía.

    Yo me decanto por el ajuste de niveles para fotografía de naturaleza, pues intento mostrar lo que hay, pero eso no significa que sea mejor o peor. Es una manera de hacerlo, que a mi juicio, requiere más de la pericia y el mérito de quién no tiene más estrategia que la cámara y lo que pueda captar en el momento con los medios que tiene. Es un reto, un juego, es lo más parecido a la fotografía en sí, sin alteraciones posteriores.

    Os pongo un ejemplo de 3 fotografías. La primer muestra la imagen tal y como sale de la cámara:



    La segunda es la que yo haría, eliminando el viñeteo y dándole el color que había en el momento de la toma, ajustando también el contraste de la escena para que se asemeje a la realidad:



   El tercer ejemplo es el ajuste por zonas, en el que se controla luz, color, tono y todos los factores zonalmente, es decir, el cielo por un lado, las rocas por otro, el agua por otro lado y el suelo por otro. Permite controlar la imagen a la perfección y alterar cada factor dando un aspecto impresionante, pero alejado de la realidad:



    Como veis, el ajuste zonal es muy tentador y puede crear un estilo propio en nuestra fotografía de naturaleza. A mi me gusta emplearlo más en fotografía no de naturaleza, en la que no busco mostrar la realidad. Hoy en día, muchas exposiciones de autores famosos utilizan esta técnica.


CONCLUSIÓN

    Elegir un estilo u otro dependerá del fin que queramos conseguir. A mí me gustan mucho ambos estilos, y no pienso renunciar a ninguno de los 2, por lo que utilizaré lo que convenga a cada tipo de fotografía que haga, creo que es la opción más inteligente y os invito a conocer ambas sin hacerse esclavo de una solo.
 





Americo, enviado desde iPhone