sábado, 2 de octubre de 2010

Donde colocar la línea del horizonte

A la hora de fotografiar paisajes nos encontramos ante un problema muy habitual del cual muchas veces ni nos percatamos. Se trata de la línea del horizonte. El problema suele radicar en donde colocar a la misma dentro de la composición de nuestra fotografía. Aquí es cuestión de gustos y de lo que estés buscando resaltar. No obstante existen una serie de reglas que pueden ser muy útiles a la hora de decidir donde colocar dicha línea.

paisaje-estupendo

Parto de la base que han leído mi artículo respecto a la regla de los tercios. Según dicha regla, lo mejor es colocar la línea del horizonte de modo paralelo a la línea del tercio superior u la línea del tercio inferior.

Como he constatado antes, a menudo esto es una cuestión de gustos. No obstante decidas donde decidas colocar dicha línea conseguirás uno u otro efecto sobre la fotografía.

Por lo primero, colocar la línea del horizonte en la parte inferior de la fotografía sirve para causar una sensación de inestabilidad, al darle una mayor sensación de protagonismo al cielo u a los elementos que se encuentran encima del suelo. También tiene su utilidad en dar una sensación de aislamiento que a menudo buscamos en nuestra fotografía.

De lo contrario, si nos decidimos por colocar la línea del horizonte en el tercio superior damos una sensación de mayor estabilidad que a su vez puede ser interpretado como opresión.

La cuestión está en experimentar. Cada fotógrafo tiene sus gustos y sabe lo que quiere decir. Eso sí, salvo que busques potenciar la simetría como con fotos de lagos, no es aconsejable colocar la línea del horizonte en el medio del cuadro.








Sent from my iPhone